Vuelve a sonreir

 

Son aquéllas que el paciente puede retirar y volver a colocar por sí mismo. Normalmente se apoyan en la mucosa y en los dientes adyacentes, si los hubiera. En la actualidad, la técnica con implantes dentales ofrece una solución mucha más cómoda con prótesis fijas, siempre que las circunstancias lo permitan.